Los Minúsculos Latidos

‘Los Minúsculos Latidos’ de Ricardo Lezón Fernández-Hontoria. Editado por Bandaaparte Editores.

Los cordobeses Bandaaparte siguen ampliando su catálogo con libros de edición mimada y contenido exquisito. Si los versos de Jean-Paul y Santi Campos se aunaron en la dos primeras referencias de la editorial, es ahora Ricardo Lezón quien despacha otra pequeña joya titulada ‘Los minúsculos latidos’. El músico vizcaíno nos invita a bajar, verso a verso, al refugio que se esconde en un corazón que palpita con fuerza a pesar de dejarse latidos por el camino. Latidos ausentes como los personajes que sobresalen de las páginas de Lezón y cuyo reflejo duele sea en una ventana del metro o en una pantalla de ordenador. Las palabras del vocalista de McEnroe actúan como imanes que tiran del bello del brazo, emocionan y te transportan a pequeños bodegones donde humean tazas y chimeneas, en los que el mar está presente y el cielo se tiñe del gris de la panza de un burro. Ventiladores, pendrives, pedales de guitarra y cestas llenas de vete a saber qué se amontonan en un cuadro en el que casi siempre llueve. El autor te echa el brazo por encima. Es grande y te reconforta y te muestra lo minúsculo y a la vez universal de una historia en Oslo, Madrid, Montreal o en el Botànic de Valencia.

(Artículo publicado en la versión física de la Revista ‘Ruta 66’)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s